jmg1
 
La idea de crear el Museo Judío de Grecia fue concebida por primera vez en la década de 1970 por miembros de la comunidad judía de Atenas , que ofrecieron todo tipo de ayuda para la realización de este sueño. El museo se creó por primera vez en 1977 y se instaló en una pequeña sala junto a la sinagoga de la ciudad. Albergaba objetos rescatados de la Segunda Guerra Mundial, ya fueran artefactos, documentos y manuscritos de los siglos XIX y XX, o las joyas de los judíos de Tracia que habían sido confiscadas por los búlgaros en 1943. Estas últimas habían sido devueltas al gobierno griego tras la abdicación del rey búlgaro y el establecimiento de un régimen comunista en el país.
 
En los años siguientes se llevó a cabo una minuciosa y cuidadosa recopilación de material de todas las comunidades judías de Grecia, bajo la inspirada dirección de Nikos Stavroulakis, director del museo hasta 1993. La colección se amplió con libros y publicaciones raras, textiles, joyas y artefactos domésticos y religiosos, gracias al interés de varios particulares.
 
El museo pronto empezó a atraer la atención de muchos visitantes, investigadores y benefactores. En 1981 se fundó la Asociación de Amigos Americanos, seguida, poco después, por la Asociación de Amigos del Museo Judío de Grecia, con miembros de las comunidades judías de Atenas y Tesalónica.
 
A medida que la colección del museo crecía y sus actividades se ampliaban, pronto se le quedaron pequeños los primeros locales y hubo que buscar otros nuevos. En 1984, se trasladó a un espacio alquilado que ocupaba la 3ª planta del número 36 de la avenida Amalias. La exposición se reorganizó en unidades temáticas que cubrían los intereses de sus diversos visitantes. Tras años de esfuerzos, el museo adquirió su estatus legal en 1989, como fundación sin ánimo de lucro con un Consejo de Administración de siete miembros.
 
En los años siguientes, las actividades del museo se ampliaron; se trató tanto de la investigación y el estudio de los judíos griegos -en colaboración con otras fundaciones e investigadores de Grecia y del extranjero- como de la publicación. Al mismo tiempo, su colección se enriquecía continuamente con nuevas adquisiciones procedentes de toda Grecia, superando todas las expectativas. Las necesidades crecientes de espacio del museo, junto con el sueño de disponer alguna vez de un local propio, llevaron a la compra de un edificio neoclásico del siglo XIX, con el apoyo de sus Amigos en Grecia y en el extranjero, la Comunidad Judía de Tesalónica y el Consejo Central de Comunidades Judías de Grecia.
 
Con un importante apoyo financiero del Ministerio de Cultura griego y de las Asociaciones de sus Amigos, se renovó el antiguo edificio y, a finales de 1997, veinte años después de abrir sus puertas al público por primera vez, el museo se trasladó a la calle Nikis 39, su nueva dirección en el centro de Atenas.
 
jmg4
 
El 10 de marzo de 1998 se inauguró el nuevo edificio del museo, que los años siguientes amplió todas sus actividades, y especialmente las educativas. Además, mejoró sus servicios a los visitantes y llevó a cabo una profunda labor de investigación, cuyos resultados se comunicaron a través de varias exposiciones temporales y publicaciones especiales. El contacto y la comunicación con el público y las relaciones y actividades internacionales del Museo Judío de Grecia, señalan un amplio intercambio de información e influencia social y científica.
 
El museo tiene como objetivo recopilar, preservar y exponer todos los elementos relacionados con la historia, la tradición y la cultura de las comunidades judías griegas, investigar, estudiar y registrar el patrimonio cultural material e inmaterial de los judíos griegos y comunicar los resultados con fines de conocimiento, educación y disfrute, así como presentar a los visitantes de todas las edades y nacionalidades la diversidad del patrimonio judío griego, en el contexto de la historia griega y europea, comprometiéndose a renovar y actualizar su experiencia en su espacio físico y digital.
 
Al mismo tiempo, aspira a observar el pulso social y contribuir a la formación de la realidad actual, basándose en las tradiciones y la ética de los museos y guiándose por los principios de pertinencia, sinergia y extroversión, y a promover el diálogo público y cultivar el entendimiento y el respeto intercultural entre personas de todas las religiones, razas, culturas y orígenes étnicos, utilizando las enseñanzas del Holocausto.
 
jmg2
 
 
Los objetos originales de las colecciones del museo están organizados en varias categorías temáticas. Una de las más extensas es la categoría de libros, que incluye libros de oración, salmos, la Torá, comentarios de textos sagrados, libros de Cábala, así como libros escolares, manuales de diversa índole, libros de historia y etnografía, obras de literatura y poesía, calendarios y álbumes que se remontan hasta el siglo XVI.
 
Otra categoría significativa y representativa es la de trajes, que incluye trajes tradicionales (siglos XVIII - XX) y trajes urbanos (siglos XIX - XX), ropa de hombre, mujer y niño, y una gran variedad de accesorios de vestir. También hay ropa para bebés, para circuncisiones y para rezar. Una subcategoría separada incluye las prendas que tradicionalmente formaban parte del ajuar de una novia, como la ropa interior, las camisas y camisones cosidos a mano, los vestidos y la ropa de casa y los textiles, por ejemplo sábanas, toallas, colchas, fundas de almohada, bordados y artículos de encaje.
 
Los uniformes y recuerdos militares constituyen otra subcategoría separada, mientras que la Colección del Holocausto incluye uniformes de campos de concentración y una serie de estrellas amarillas de tela.
 
Hay un gran número de textiles sinagogales, ya sea para uso en rituales o para decoración. Su variedad hace que estén representados todos los tipos, tanto de la tradición romaniota como de la sefardí. Las colecciones del Museo Judío también incluyen varios objetos sinagogales, como menorot, tikkim, rimonim, rollos de la Torá, punteros de la Torá, tahshitim, así como el equipamiento de la sinagoga de Patras.
 
Otra categoría digna de mención es la de los objetos domésticos, entre los que se encuentran vajillas, cubiertos, cuencos y platos para hornear, candelabros y otros, así como objetos para los rituales domésticos y el culto, como mezuzoth, hannukiyioth, especieros, portavelas de Shabbath y lámparas de aceite.
 
En la categoría de manuscritos se encuentran muchos objetos raros e importantes, como certificados de circuncisión (alefioth), contratos prematrimoniales (ketuboth), rollos de Ester (meggiloth), diarios personales, correspondencia variada, tarjetas postales y decretos otomanos del siglo XIX. El museo también cuenta con un gran número de documentos, como certificados, tarjetas de identidad, pasaportes, documentos de inmigración y militares, y telegramas. Muchos de ellos forman parte de la Colección del Holocausto. El museo también cuenta con pinturas, dibujos y grabados, fotografías y negativos originales, juguetes para niños, diversos tipos de zapatos, monedas y billetes, inscripciones dedicatorias y lápidas.
 
Entre las colecciones del museo, también hay archivos de periódicos y recortes, los Archivos de la Segunda Guerra Mundial, con documentos históricos raros, la Colección Búlgara, que contiene joyas, relojes, encendedores, artículos personales, objetos de valor, documentos, y su Colección de Obras de Arte.
 
La recién formada Colección de Arte del Museo Judío de Grecia contiene obras de arte contemporáneas de artistas griegos judíos y no judíos, muchas de las cuales han sido expuestas en una u otra de las exposiciones de arte organizadas frecuentemente por el museo. La Colección de Arte se formó como respuesta, en primer lugar, al deseo del Museo de ofrecer una visión más completa de su temática. También al deseo de su público de conocer -además de su historia y tradición- más aspectos de la vida y la expresión de los judíos griegos, como su actual producción artística, ya sea en música, literatura o bellas artes.
 
Además de la posibilidad de visitar el museo, todos los interesados tienen la oportunidad de realizar una visita virtual al museo y a sus exposiciones digitales.
 
El Museo Judío de Grecia creó también una aplicación para ayudar a los visitantes durante su visita. La app ofrece un breve recorrido de audio por la exposición permanente, así como información adicional y material audiovisual sobre determinados objetos. Mientras recorre el museo, el visitante puede encontrar las pegatinas codificadas (código QR), escanearlas a través de la aplicación y acceder a información adicional sobre el objeto seleccionado.
Para más información sobre la programación de futuras exposiciones, visite el sitio web oficial del museo: https://www.jewishmuseum.gr/en/
 
C.P.
 
 
Fuente de imágenes: Museo Judío de Grecia
 

banner panorama

banner newsletter panorama

  1. Lo más visto
  2. Grecia e Iberoamérica
Curso de griego moderno en línea por la Universidad de Atenas

Curso de griego moderno…

Diciembre 14, 2016

El Pireo: un destino cargado de historia

Greece 2021